jueves, 13 de agosto de 2009

VIVIR LA VIDA EXITOSAMENTE


Mientras te acerques a la vida allí dónde estés en cada momento, puedes enfrentarte a cualquier cosa correctamente, con elegancia.
Mientras se den condiciones nuevas y llenas de claridad, podremos deleitarnos en situaciones cambiantes y llenas de paz.
Cuando el karma y la energía que sostienen la vida se agoten, en ese momento podremos mirar la muerte directamente y de frente.
¡Podemos vivir la vida con gozo y sabiduría al inicio, en el medio y al final!
Estar presente no significa aferrarse o apegarse a algo. Quiere decir permitirse estar en lo que esté ocurriendo en nuestro proceso de vida, y, después, dejarlo ir.